sábado, 20 de octubre de 2012

Beikost no es una estantería de Ikea


Yo así, "de normal", consulto a 5 pediatras. Ni 1 ni 2. Enumero: el de la SS, el del seguro privado, otro del mismo seguro pero en otra ciudad, el que fue mi pediatra (sí, sí, el mío) que es amigo de la familia, a este le consulto por teléfono y luego está el doctor virtual, contesta por internet a través del seguro médico. Y para temas más sencillos, que no requieren ir a consulta, entonces utilizo Facebook, El Médico de Mi Hij@, grupo de apoyo a padres en el que médicos y enfermeras contestan de manera inmediata cualquier duda o paranoia mía (y del que consulte, vaya).

¿Qué por qué hago esto? Pues a parte de por neurótica por varias razones: el de la SS es encantador pero le veo muy lanzado, por poner un ejemplo, te dicen que no metas al bebé en la piscina de mayores, pues con 3 meses sí, sí, que lo metiéramos con nosotros. Bueno, pues a la hora de empezar con la alimentación complementaria, eso que llaman Beikost para complicarle más la vida a los padres primerizos (bueno, a las madres, los padres se abstraen de estos conceptos y se quedan con lo básico "darle de comer de todo al niño", que quería yo saber la etimología de la palabra y ni la Wikipedia…) pues que a la hora de "beikostar" cada pediatra tiene sus formas y ninguna coincide. En esto, el pediatra de "la SS" (ojo al singular, que en plural podría ser el abominable Dr Mengele), no coincide ni con la hoja que han redactado en el consultorio y me ha dado su propia enfermera. Bueno, me ha arrojado su propia enfermera añadiendo que todo está muy clarito. Juas, juas, ahora entiendo que era un chiste de médicos.

¿Cómoooor? Pues en la hojita pone que hasta los 6 meses sólo leche materna, que el gluten antes de los 7 ni de broma, pues el pediatra que a los 5 meses y medio casi le dé un bocadillo de gluten con jamón…Consulto  al seguro privado y me da otra hojita que no coincide ni en tiempos, ni cantidades con la anterior. Llamo a "mi pediatra" y de nuevo, otros tiempos, otras cantidades, ¿otras frutas? No me atrevo a llamar al chamán telefónico por si me dice que el niño empiece con puré de congrio con pollo sacrificado por el rito maya.

¿Entonces? Pues hablas con amigas y ves que ídem, con lo cual, concluyo que no pasa nada, que no es tan grave como parece, que introduciendo poco a poco los alimentos (y el gluten después del sin gluten, eso sí) y según vaya el niño de peso, ritmos, etc, todo va a salir bien. Mi niño, que se estaba oliendo que esta semana le iba a preparar su primera papilla de frutas, por si acaso no lo tenía claro, se ha puesto malo de la tripita y así a su mamá le da tiempo a consultar a 3 o 4 médicos más y a retrasar el famoso Beikost unos diítas…




photo credit: Pink Ponk (www.flickr.com)

3 comentarios:

  1. Ja ja!! La verdad es q tienes razón. A mí con mi maravilloso monstruo n1, cada vez q iba a las revisiones, q al principio vas mucho, m tocaba un pediatra distinto. Y es q o estaba d vacaciones, o d baja, o venía más tarde (el caso es q al final s jubiló). Bueno pues uno m decía q le cortara las uñas, y otro q ni d coña. Otro q la bañara ya y otro q hasta q no s le cayera el ombligo ni hablar. Y más cosas...

    ResponderEliminar
  2. La palabra es de origen alemán y significa .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que hubo un problema al subir tu comentario.Sí, beikost es algo así como alimento complementario o adicional. Ya tiene 11 meses así que dentro de nada come de todo. Gracias por leer y comentar. Un saludo!

      Eliminar